Así fue la ceremonia de separación a la reina Isabel II: de Westminster a Windsor

Ícono de una era, Isabel II, fallecida tras 70 años de reinado, recibió el lunes el circunspecto último adiós, tras once días de sentidos homenajes por la desaparición de una figura que cierra un capítulo de la Historia británica y mundial.

Al término de una misa íntima en la Capilla San Jorge, una iglesia gótica del siglo XV situada en los terrenos del Castillo de Windsor, el féretro de la monarca fue descendido a la cripta donde reposan una larga lista de reyes británicos.

Sin embargo, esta no será su última morada.

Seguí leyendo Bustillo y embajador de Uruguay en Reino Unido participaron del funeral de la reina Isabel II

En una ceremonia privada posterior, en presencia únicamente de sus familiares más cercanos, la reina será enterrada a partir de las 19H30 (15H30 UY) en el «Memorial Jorge VI», una pequeña capilla anexa donde ya reposan sus padres y las cenizas de su fundamento (fig.) Margarita.

Los restos de su esposo, el príncipe Felipe, serán enterrados junto a ella, trasladándolos también desde la cripta, donde fueron descendidos tras su muerte en abril de 2021.

Unos 800 invitados, incluidos empleados de la difunta reina, asistieron a este último oficio religioso en que el lord chambelán, funcionario de mayor rango de la casa real, rompió su «vara de mando» y la colocó sobre el ataúd, simbolizando el fin del reinado de Isabel II.

La corona imperial, el orbe y el cetro, símbolos de la monarquía que cubrían el ataúd, fueron retirados y colocados sobre el altar.

Embed

Lea también

Artículos relacionados