Cuando el dolor persiste tras una cirugía de columna, ¿cómo abordarlo?

S. MenciaMadrid
Actualizado:26/05/2021 17:23h
Guardar
Noticias relacionadas

En torno a un 20-30% de pacientes que han sido intervenidos de una cirugía de columna– sobre todo lumbar, como hernias discales o estenosis de canal, entre otras– , y llevan asociadas un implante de material metálico, vuelven a presentar un cuadro de dolor, de similares y a veces idénticas características al que les condujo al quirófano en un primer momento.

Este cuadro clínico, al que también se le conoce como síndrome de cirugía fallida de espalda o síndrome postlaminectomía, representa una patología con un notable impacto en la calidad de vida del paciente por su cronicidad e incapacitación laboral.

«Estos pacientes, con frecuencia, desarrollan un dolor después de la intervención, a veces incluso meses o años después, que es terebrante, muy importante, y que a veces les hace volver al quirófano, y no siempre tiene una solución eficaz para ello», remarca el doctor Domingo Ventura, médico anestesiólogo de la Unidad del Dolor del Hospital
Quirónsalud Infanta Luisa de Sevilla.

Entre sus síntomas, destacan, dolores de espalda o en las extremidades, en el caso de cirugías previas lumbares. Sobre sus causas, el anestesiólogo explica que puede originarse debido a los naturales fenómenos de cicatrización que, en determinados casos, asientan sobre los nervios sobre los que se buscaba tratar en las cirugías y que, en ocasiones, lleva a los pacientes a reintervenirse, a veces sin pronóstico de resolución.

Se trata de una intervención mínimamente invasiva en régimen ambulatoria, indolora, bajo control radiológico y sedación.

En la actualidad se han desarrollado técnicas mínimamente invasivas para disminuir la incidencia de presentación. Precisamente, la Unidad del Dolor de este centro sevillano ha introducido en su cartera de servicios la realización de una técnica con excelentes resultados para el tratamiento del dolor persistente tras haber pasado por una cirugía de columna y volver a desarrollar molestias.

Se trata del uso de la sonda Pulstrode®, una técnica por la que, de forma radiodirigida, se navega por el espacio intracanal (por donde discurren los nervios antes de abandonar la columna vertebral, tras su origen en la médula espinal), para poder abordar los nervios implicados antes de sumergirse en la zona cicatricial que los está englobando y provocando el dolor. Se trata de una intervención mínimamente invasiva en régimen ambulatoria, indolora, bajo control radiológico y sedación.

Controlar cuadros dolorosos

El doctor Ventura recalca que esta técnica se usa para el tratamiento de dolores crónicos, tras haberse sometido a una cirugía de columna cervical o lumbar, fundamentalmente hernias discales y a veces también estenosis del canal. Según describe, gracias a este procedimiento se consiguen controlar cuadros dolorosos, que no se controlan ni con el uso de derivados mórficos y es un paso a considerar, previo a la estimulación medular o incluso reintervenciones quirúrgicas

«Es una técnica ambulatoria, poco invasiva, poco agresiva, y que ha venido para mejorar mucho la calidad de vida de estos pacientes, que han sido intervenidos de columna con resultado poco satisfactorios, a pesar de una perfecta técnica quirúrgica», agrega el especialista de Quirón salud Infanta Luisa.

Mejorar la calidad de vida y el dolor de los pacientes

A su vez, celebra que esta técnica permita mejorar la calidad de vida de estos pacientes, así como su dolor pero, a juicio del doctor Domingo Ventura, lo «fundamental» es que facilita la reducción de muchos fármacos que se emplean con escasos resultados, así como el riesgo de entrar en una nueva cirugía.

El especialista de Quirónsalud Infanta Luisa aconseja en este punto no dejar de acudir al centro sanitario ante cualquier signo o síntoma que pueda alarmar al paciente, a pesar de la pandemia, dado que actualmente los hospitales disponen de circuitos y de espacios diferenciados de atención, siempre teniendo en cuenta las medidas de prevención generalizadas, como el mantenimiento de la distancia social, del uso de mascarilla, y del lavado de manos frecuente.

Ver los
comentariosTemas

Últimos artículos

Artículos relacionados

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí